Home < Internacional < La redención del padre Román: Papa Francisco recibe y pide perdón al sacerdote absuelto por abuso

La redención del padre Román: Papa Francisco recibe y pide perdón al sacerdote absuelto por abuso

(Tomado de Granada Hoy)

Les invitamos a leer el interesante reportaje de revista “Vida Nueva” sobre este caso:

La redención de Román: el Papa recibe y pide perdón al sacerdote absuelto por abusos

La revista ‘Vida Nueva’ publica un reportaje en el que detalla que Francisco se disculpó “por el calvario vivido” y el “juicio paralelo”.

El Papa Francisco recibió el pasado 12 de julio en la Casa de Santa Marta a Román Martínez, más conocido como el padre Román, el sacerdote español que fue absuelto por abusos sexuales por la Audiencia Provincial de Granada tras un proceso judicial que empezó hace cuatro años. La revista Vida Nueva desvela en su próximo número los detalles de este encuentro que tuvo lugar a puerta cerrada en la residencia papal. Durante algo más de hora y media, el Papa mantuvo un diálogo “sereno y profundo” tanto con el padre Román como con los otros dos sacerdotes que también fueron investigados por el llamado caso Romanones, Francisco José Martínez Campos y Manuel Morales Morales.

Hasta en tres ocasiones el Papa les pidió perdón por “el calvario vivido en este tiempo y tras el juicio paralelo sufrido”. Y es que, según informa la revista, la que llegó a calificarse como “la mayor trama de pederastia eclesial de la Iglesia en España”, saltó a la luz pública en 2014 cuando se filtraron las llamadas del Papa Francisco a Daniel, un español que le había relatado por carta los supuestos abusos continuados que dijo haber sufrido entre 2004 y 2007, cuando tenía entre 14 y 17 años.

EL CURA GRANADINO VOLVERÁ A ROMA EN OCTUBRE PARA CELEBRAR UNA EUCARISTÍA

Finalmente y después de que el Ministerio Fiscal se retirara de la acusación, en abril de 2017 la Justicia falló a favor del padre Román bajo el argumento de falta de credibilidad en las versiones dadas por el denunciante “al ir aportando datos de manera sucesiva mintiendo de circunstancias objetivas”, pero, sobre todo, “ante la falta total y absoluta, de pruebas”, según Vida Nueva. Tanto es así que el denunciante tuvo que pagar las costas del juicio.

Durante el encuentro que el Papa mantuvo hace unas semanas en el Vaticano, Francisco además rehabilitó definitivamente en su ministerio pastoral. “Seguid adelante, con generosidad, como cualquier otro sacerdote”, los animó Francisco a los tres sacerdotes españoles. El Santo Padre ha citado a los presbíteros a celebrar una eucaristía conjunta en Santa Marta el próximo mes de octubre, esta vez acompañados por todas aquellas personas que los han acompañado a lo largo de todo el periplo judicial.

Según Vida Nueva, Román Martínez se ha reincorporado a su trabajo cotidiano en la Archidiócesis de Granada como capellán de un centro de personas con discapacidad en la provincia andaluza.

El Vaticano decidió el pasado mes de noviembre levantar las medidas canónicas cautelares que pesaban sobre los tres sacerdotes que fueron investigados en el conocido como caso Romanones, en el que finalmente resultó absuelto de abusos sexuales el padre Román, según informó el Arzobispado de Granada. El levantamiento de esas medidas canónicas cautelares, impuestas desde el pasado 15 de octubre del 2014, afectaban tanto al padre Román como a Francisco C. y a Manuel M., quienes en su momento fueron detenidos junto al primero y a un profesor de Religión tras una investigación judicial por supuestos abusos sexuales. Según el Arzobispado, desde el pasado mes de noviembre vuelven a ejercer su ministerio sacerdotal y recibieron la comunicación de un nuevo destino pastoral. La causa se inició cuando un joven que ahora tiene unos 27 años puso supuestos abusos sexuales, que habrían ocurrido cuando contaba entre 14 y 17, en conocimiento de la Fiscalía andaluza en octubre de 2014, unos hechos sobre los que llegó a pronunciarse el papa Francisco. En el proceso judicial, independiente al seguido en la vía canónica, llegó a haber hasta doce investigados (imputados), diez curas y dos laicos, aunque la Audiencia decidió de manera definitiva declarar prescritos los delitos atribuidos a once de ellos. El pasado 21 de marzo, durante la última jornada de la vista oral, la Fiscalía decidió retirar la acusación, lo que finiquitó un caso mediático que se hizo habitual en los telediaros a nivel nacional.